Loading...

viernes, 23 de octubre de 2009

VALSES DE PABLO CASAS PADILLA

DIGNA


Yo sé que tu sabes, que eres bonita

Y estás en lo cierto porque es la verdad;

quien quiera negarlo sería un necio,

que por el despecho lo quiere ocultar.



Por eso te digo en mi humilde canto

eres un encanto, eres una beldad;

por doquier que vayas y alguien te mire

se queda extasiado, sin poder hablar.



En mi inspiración, lleno de emoción

te expresaré la magna verdad,

de la castidad que hay en tu ser;

y te cantaré con fervorosidad infinita,

adorada muñequita.



En mi mente, tu ser impregnado está

y tu nombre en mi humilde canto;

eres Digna, todo mi encanto,

que cautivas al mirar.



En mi inspiración, lleno de emoción

te expresaré, con toda veracidad

que te llevo en mi mente;

y te cantaré para que tengas presente,

que por ti mi Digna, seguiré cantando

por ser mi obsesión. (bis)




TERESITA


Teresita, tus mejillas están húmedas

por las lágrimas brotadas

de tu noble corazón.

Has llorado,

por la exigencia de un mal hombre

que ayer tuvo tu cariño

por esa vaga ilusión.



Desde entonces, despertaron esos ojos

porque bien te diste cuenta

de su mala intención.

Pero el necio ha cruzado tu camino

por maldad o por despecho

lo que nunca él alcanzó.



Pero esas consecuencias las pagan los hombres hoy,

por aquel insulto de hombre que no tiene corazón;

no confundas las ideas, Teresita, sin haber razón,

porque seres como éste ya no encontrarás.





DESENGAÑO


Una vez prendado me quedé

de una infiel mujer que no me supo amar,

por eso ya no quiero más amor,

me bastan los desengaños y no quiero recordar.



Por eso yo reniego siempre

la mala hora en que la amé,

al estrecharme entre sus brazos

sin cariño y sin amor.



¿Para qué amar, para qué querer?,

mejor reír de la mujer,

así se siente un placer

y un alivio al corazón.



Así es como se vive y se goza el amor,

el amor es un sueño, pero nada es realidad.

Hoy, después de haber sufrido tanto

con esta cruel traición, que no tiene perdón,

por eso yo reniego hoy del amor,

el amor se me hace odioso y no quiero recordar.


OLGA


Tu crees si confesé la pasión que hay en mi

fue porque yo te amé,

la prueba de hombre doy que puedo perdonar

por tu mal proceder.



Nunca quise yo creer, que fueras tan capaz

de hacerme a mi sufrir,

tu indigna pincelada con uno igual a ti

la puedes tu pagar.



¡Olga!, no me olvides, no pretendas engañarme

ya te he dicho que soy hombre y te perdono

porque te amo, te resistes

sin tener tú la razón.



Como el que te ama, pocos encuentras en el mundo,

que te exige tu cariño tan farsante

pero todo eso, te perdonaré.





MAL PROCEDER


Confiado en tu cariño mantuve amor y fe,

perversa fuiste siempre por tu mal proceder,

el tiempo ha transcurrido ya, mi amor ha acrecentado más

pues bien, yo sé que todo lo tienes que olvidar.



Fuiste como verdugo matando una ilusión

yo sé que perteneces a otro que es tu ambición,

tan necia como todas eres, cegada en tu capricho estás,

presiento que algún día, todo se acabará



Yo confesé mi amor tan fiel a ti, mujer

pero tu acción jamás tendrá ni mi perdón,

mi corazón herido está, por tu falsía,

pero cuando te des cuenta, tarde será ya para ti.



Tu sabes bien que yo padezco por tu amor

con cuanto afán quise alcanzar un buen amor,

mi salvación la tuve en ti y ahora me obligas

al martirio de la vida sin abrigo y sin amor.



JUANITA


Por más que el tiempo pasa no puedo olvidarla,

profunda es la pena que lacera mi existir,

conviértese en martirio los días de mi vida,

por la mujer querida que fue mi adoración.



Juanita se llamaba mi amor, mi idolatría

la única alegría que reinaba en mi vivir;

la muerte igual que siempre, ceñida en sus anhelos,

se llevó mi consuelo, mi amor, mi corazón.



Conformidad le pido al Redentor

para calmar mis penas,

es tan intensa la desesperación

que quiere consumarme;

en este mismo instante pienso en mi pobre hijita,

se queda tan solita en este mundo cruel.



NATALIA


Modérate mujer, no degeneres así,
aun estás a tiempo para desistir,
de tu erroneo proceder.

Dime quién te hizo pensar equivocadamente,
dime quién te hizo creer que tú eras una diosa,
y presumir, que a tus pies iba a estar,
de rodillas el hombre, implorando tu amor.

Por vanidosa y por canalla,
nunca hallarás un cariño,
por tu manera de ser,
has perdido la confianza en el amor.

Natalia te dirán: "tú eres mi vida",
tan sólo por reir, y burlarse de tí,
como lo hiciste tú. (bis)



TERNURA

Otra vez me siento enamorado
de algo que jamás vieron mis ojos
ahora me siento muy quejoso
de no poder hallar lo bueno y tan hermoso (bis)

No me olvidaré de esa mañana
fué como un impulso misterioso
entré a su morada tembloroso
asi pude advertir lo bello y tan grandioso (bis)

Me acerqué y le pregunté
para saber su nombre
ella tiernamente y dulce
así me respondió

Hay en mi, un imposible para complacerlo
como quiera, asi me llamaré
mi pasión es tan extensa
por su hermosura, se llamará ternura
así la llamaré (bis)


OPTIMO

Quebrantar nuestro amor quieren
para asé lacerar mi alma
es tan grande mi obseción que reclama
cuál será el porqué de la razón

Te ofrendé mi optimo siempre
te expresé mi candor puro
siempre hidalgo para ti
fué y será mi corazón
pero sí, no me dejes de amar

Un iluso nunca fuí,
por que siempre te quise
te amo locamente como nadie te querrá
ya veráz si puedo ser constante
hoy te exijo que me digas toda la verdad (bis)

U iluso nunca fuí
por que siempre te quise
te amo locamente como nadie te querrá
ya veráz si puedo ser consatnte
nunca me dejes de amar


ANITA

Quisiera confesarte mi cariño
quisiera que comprendas mi dolor
no se como podré explicar
mi afecto, mi pasión, mi amor
mas temo el llegar a fracasar.

Tal vez será por falta de optimismo
que me haga rehusar mi confesión
no puedo soportarlo más
presiento que me aceptarás
entonces por mi triunfo cantaré.

Feliz seré,
entre tus brazos me enterneceré
y a los acordes de un modesto vals
la dicha eterna te la brindaré.

Anita ven,
acariciarme como anhelo yo
si tu comprendes bien la realidad
no atormentes por piedad mi ser


HESITACION (POLCA)


Fue una hesitación al obtener tu amor
interpretar no supetu hidalgo candor
no lo podré explicar por qué supe dudar
cuando aprendí amar otro ser
desdne el sufrir al querer.

Ahora quiero que comprendas
te amaré tan sólo a tí
porque siendo tu ajena de un alma
tan buena te daré mi vida
y verás que así los sueños
los podremos realizar
lo que yo que tan sólo espero
es un amor sincero para feliz vivir. (bis)

No hay comentarios: